27.7.15

Vasitos de tarta banoffee

vasitos-de-tarta-banoffee


Hoy os traigo un postre con el que os aseguro que vuestros comensales os van a hacer la ola y os van a pedir a gritos que quieren más, y más, y no valen excusas como que "no tengo los ingredientes", "no me apetece", "es que hace mucho calor",  porque estoy segura de que os sobrarán voluntarios para haceros la compra de los ingredientes que os falten, os harán chantaje para hacer por vosotras aquello que menos os gusta hacer a cambio de este postre, u os estarán abanicando sin parar hasta que revienten sus biceps y triceps mientras os ponéis con él. ¡La gula pude hacer estragos! Ja ja ja.

¿Pensáis que soy una exagerada? Pues nada más lejos de la realidad. Y si tanto dudáis de mi palabra, ¿qué hacéis que no os habéis puesto el delantal y estáis ya en la cocina, eh?

Cinco minutos son los culpables de ver a vuestros comensales relamiéndose de gusto. Cinco minutos que son los que se tarda en elaborar esta receta ultra sencilla y ultra rápida, y que como siempre suele pasar, se devora en muchísimo menos tiempo que el esfuerzo que nos lleva a nosotras hacerla en la cocina. Pero, ¿quién dijo esfuerzo? ¿Yo? ¡Bah, tonterías! Cualquier esfuerzo es mínimo en cuanto ves a tus comensales disfrutar de lo que había en sus vasitos. Eso ... no tiene precio :D

Esta es una versión de la conocida Tarta banoffee, una tarta con base de masa quebrada, dulce de leche, plátano y nata montada, y que inspirada por la red he versionado a mi manera en vasitos y sin cantidades exactas. Una complicación menos, ¡ea!

Al lío a la de ... ¡ya!

Ingredientes (Para 4 personas)
  • 200 gr de queso mascarpone
  • 2-3 cdtas de azúcar blanquilla
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla
  • 2-3 cdas de leche
  • 4 galletas de mantequilla tipo Shortbread Rounds 
  • Dulce de leche
  • Un plátano grande
  • Pepitas de chocolate negro
Elaboración
  1. En un recipiente mezclamos el queso mascarpone con el extracto de vainilla, las cucharadas de leche y el azúcar blanquilla hasta formar una mezcla homogénea. Reservamos.
  2. Preparamos cuatro vasos, preferiblemente de boca ancha para poder llegar bien al fondo cuando introduzcamos la cuchara. Desmenuzamos las galletas de mantequilla en trozos algo toscos y las repartimos en los cuencos o vasitos en los que vamos a presentar nuestro postre. Serán la base.
  3. Por encima vertemos un par de cucharadas de dulce de leche.
  4. Pelamos el plátano y lo cortamos en discos de unos dos o tres milímetros de grosor. Los repartimos sobre el dulce de leche en cada vasito.
  5. Repartimos el queso mascarpone batido entre los cuatro vasitos.
  6. Espolvoreamos unas pepitas de chocolate por encima. 


Y con estos vasitos de tarta banoffee me despido hasta septiembre. Cerramos el blog para darnos un descanso y dedicarnos a otras actividades y responsabilidades que por temas de trabajo y estudio han quedado muy desatendidas a lo largo de todo el año. Solo me queda desearos que disfrutéis del verano, sea cual sea la manera en la que lo hagáis.

¡Nos vemos de vuelta en septiembre!

¡Sed felices!

¡Feliz verano!